Protocolos a seguir dentro de la propiedad horizontal durante la pandemia.

Para la familia HSG el principal objetivo es brindar todas las herramientas e información necesarias con el fin de evitar el contagio del COVID-19 dentro de las copropiedades, sin embargo, es importante que nuestros residentes y administradores estén informados sobre qué hacer en caso de ser positivo para el nuevo virus estando dentro de la propiedad horizontal.

En primer lugar, debemos entender que, aunque bien es cierto que esta enfermedad en muchos casos es peligrosa, no quiere decir que al detectarse sea una pena de muerte, es tratable y curable en su gran mayoría, pues los organismos de salud vigilan constantemente a los pacientes con COVID-19 y cuentan con reglamentos especiales para el aislamiento dentro de los inmuebles. En segundo lugar, el viceministro de Salud Pública aclaró que las personas que tengan el virus diagnosticado no están en obligación de informar al administrador, pero si es necesario que esa persona y su familia se sometan a un aislamiento estricto para prevenir la propagación en la copropiedad.
De igual forma, aunque no esté decretado informar sobre un contagio, el consejo administrativo o el administración, podrán acordar con los residentes comunicar la presencia del virus para que se puedan tomar las medidas de bioseguridad y desinfección que sean necesarias con personal externo que realice las labores de desinfección, cabe aclarar que en caso de tener casos positivos dentro de los condominios-conjuntos-edificios, por ningún motivo debe ser informado a todos los residentes, pues esto podría causar pánico dentro de la comunidad y desatar ataques contra pacientes o personal médico que viva dentro de las copropiedades.
Como mencionamos anteriormente, aunque los decretos recientemente establecidos por el gobierno no rigen la propiedad horizontal directamente, el Decreto 579 del 15 de abril de 2020, suspende los procedimientos de desalojo hasta el 30 de junio y prorroga el reajuste anual de las cuotas de administración. En cuanto a domicilios y visitantes, se debe llegar a un acuerdo entre residentes y la administración, teniendo en cuenta que el bienestar de toda la comunidad debe prevalecer en cualquier tipo de actividad, por lo cual normativas obligatorias como el uso de tapabocas y el tiempo permitido fuera de casa para pasear a las mascotas o comprar víveres seguirán vigentes hasta nuevo aviso. 

Para concluir, queremos compartir algunos tips sobre las acciones que se deben tomar por parte de la administración:


  • Hacer un censo para identificar números de contacto donde se pueda prestar ayuda a las personas en caso de presentarse un contagio.
  • Mantener informada a toda la comunidad sobre las medidas, normas y demás noticias de vital importancia frente al COVID-19.
  • Las medidas frente a la restricción de entrada de personas a las copropiedades, una vez sean aprobadas por la asamblea, se incluirán en el reglamento interno.
  • En caso de tener un caso positivo para el virus, se debe seguir el protocolo dictado por el Ministerio de Salud y proteger los derechos de todos los copropietarios.


Entradas populares de este blog

Webinar: HSG, promete crear localidades inteligentes

¿Qué sigue ahora para los arrendatarios?

8 localidades en cuarentena estricta en Bogotá